viernes, 17 de marzo de 2017

El Micropoder Chavista como reproductor de conductas sumisas, oportunistas y corruptas.



 Michel Foucault
 
Decía Michel Foucault que el poder es una red, que no se posee sino que se ejerce, y principalmente el poder es productivo porque reproduce un ciudadano sumiso que acepte con normalidad al régimen que lo controla. 

Si analizamos como se estructura el poder chavista, nos damos cuenta que se ha expandido de arriba hacia abajo, conformando redes de poder, que ayudan a someter a la población, y aún mas reproducen ciudadanos que con sus acciones y conductas afirman el poder chavista.

De hecho una de las cosas que resalta del chavismo es que ha generado poder en áreas donde no había poder, o era muy débil. Esto lo logró destruyendo las instituciones y la economía productiva. Por ejemplo en la compra de cemento, cauchos, baterías, vehículos, hasta en la compra de pan, harina de maíz, y leche. El que controla el producto tiene un poder sobre los demás que antes cuando había libre oferta no lo había. Igual sucede con los servicios: la emisión de pasaportes es un ejemplo de esto.

Si revisamos la variedad de organismos y estructuras que ha conformado el chavismo, nos damos cuentas que todas implican la creación de redes de poder, que van desde lo mas alto y van descendiendo hasta las zonas mas humildes. Poderes con fondo autoritario, obediente, corrupto y excluyente.

En el caso de los consejos comunales vemos como un minúsculo grupo de individuos se encarga de la distribución de alimentos, o de ayudas del régimen. Este grupo usa y abusa de ese micropoder. Desde usar el micropoder para corromperse, robándose o malversando fondos, bienes o alimentos, hasta para utilizarlos para tener beneficios personales en la comunidad, o como mecanismo de amenaza y castigo ante ciudadanos que critiquen el modo y el hacer de los que ejercen estos micropoderes. He conocido directamente casos donde se pone a la población de un barrio en contra de ciudadanos que discrepan del como se hacen las cosas, y el micropoder corrupto castiga a todo el barrio para que su gente se enfrente a los disidentes. Un mecanismo sucio y terrible de control político.

El caso de la asignación de vehículos, de computadoras, de electrodomésticos, cemento, de taxis, etc también son parte de esta redes de poder autoritaria, corrupta, de chantaje y a la vez de expoliación que usa el régimen chavista. Digo expoliación porque aquellos ligados al régimen comercian a precios especulativos con los bienes que controlan, de modo que le "expolian" una parte importante del dinero a los ciudadanos.

Toda esta red de poder reproduce ciudadanos oportunistas, de poca ética, que callan sus ideas para recibir la limosna o su tajada, en fin como dice Michel Foucault reproduce ciudadanos sumisos que aceptan el accionar del régimen con normalidad.

Un vídeo sobre La Microfísica del Poder Michel Foucault nos puede aclarar un poco mas lo que comentamos arriba.



Agradezco comentarios que ayuden a enriquecer el blog y el debate.


Venancio Loval

No hay comentarios:

Publicar un comentario