viernes, 22 de mayo de 2015

Revisión de la Oferta Eléctrica en Venezuela desde 1947 al 2008

Con la electricidad la gestión tambien ha sido lamentable. En el interior del pais al menos se va la luz 3 veces a la semana por mas de 4, 12 o hasta 24 horas, los que hace que se pierdan al menos 1 día de trabajo semanal por falta de electricidad. Esto es una desidia total, una irresponsabilidad insolita.

La historia de la electricidad en Venezuela muestra claramente como la democracia logro incrementar la oferta de manera sostenida llevando a Venezuela a ser uno de los paises mejor servidos en esta area. Abajo se muestra una grafica con datos del crecimiento de la oferta electrica hasta 1987.
 

En 1955, después de revisar todos los estudios efectuados hasta la fecha sobre el potencial energético del río Caroni, se define el primer anteproyecto de una central en el sitio denominado Macagua, cuya construcción comienza en 1956.

En 1959 entra en funcionamiento la primera de seis unidades de Macagua I, marcando un hito en la historia hidroeléctrica nacional. En 1961 culmina la construcción de Macagua I, con una capacidad instalada total de 360 MW.

En 1963 se concluyen los estudios de desarrollo del Caroní aguas arriba de Macagua y se recomienda la construcción de una presa en el sitio denominado Cañón Necuima. Así comenzó a construirse la primera etapa de Guri. En 1968 entra en operaciones la primera de diez unidades de la Central Hidroeléctrica de Guri y continúan aceleradamente los trabajos en esa central.

En 1973 entra en funcionamiento la central hidroeléctrica de Santo Domingo, con una capacidad de 240 MW. 

En 1978 concluye la primera etapa de Guri, alcanzando su capacidad máxima de 2.065 MW. Ese mismo año comienza la construcción de la Etapa Final.




En 1986 es el año de la conclusión de Guri, hoy Central Hidroeléctrica "Raúl Leoni"; constituyéndose en un hecho histórico. Al finalizar la obra, la capacidad instalada de esa central es de 10.000 MW, la más grande del mundo en ese momento..

En 1987 puesta en servicio de la primera fase del sistema Uribante - Caparo, con una capacidad de 300 MW de un total final de 1.320 MW, y el inicio de los trabajos en Macagua II que prevé una capacidad instalada final de 2.548 MW.

En el campo termoeléctrico, los principales acontecimientos en las últimas tres décadas del siglo XX han sido la ampliación de la central de Tacoa en 1.200 MW (se eleva su capacidad a 1.540 MW), la construcción de Planta Centro en Morón, con capacidad de 2.000 MW, la ampliación de ENELVEN en el Zulia a 953 MW y la ampliación de ENELBAR a 105 MW. 
 

En 1.958 la capacidad instalada en Venezuela era de 580 MW, y sólo treinta (30) años mas tarde (1.988) aumenta esta cifra a 17.828 MW. 

Pero fue en los noventa cuando el tejido del mapa eléctrico del país se hizo más tupido: redes de seis tipos de potencia conectaban el sur con occidente y oriente. En 1993, 90,1% del país estaba electrificado y una década después, la cifra se ubicó en 94,3%.



Macagua II inaugurada durante Caldera II

El gobierno chavista hasta el 2008 solo agrego 3780 MW al sistema electrico nacional cantidad que incluyen proyectos iniciados en la democracia.

Abajo coloco una grafica con el crecimiento de la oferta electrica en MW, note que entre 1977 y 1987 la oferta crecio de 4918 MW a 17625, es decir 12707 MW en 10 años.

Entre 1987 y 1999 el crecimiento fue poco Recuerde que esta es la epoca de los precios del petroleo por debajo de 20 $US, el golpe de estado de Chavez y sus secuaces, con la burguesia rentista y la gerontocracia partidista a CAP, y del crash financiero.

Durante 10 años de gobierno chavista, hasta el 2008, el crecimiento de la oferta fue de 3780 MW, incluyendo en esa cantidad MW provenientes de proyecto de la democracia.

Lo otro importante a señalar, es el estado de abandono de las centrales, y la incapacidad para operar de manera correcta las nuevas centrales electricas, como es el caso de la de Punto Fijo (Josefa Camejo) que opera con fallas constantes y recurrentes. Abajo la grafica


El Comisionado de Procesos de Generación de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec), Balmiro Villasmil, declaraba en 2012 que el Sistema Eléctrico Nacional (SEN) contará con una capacidad instalada de 30.000 megavatios (MW) para 2015. Cosa que como se esperaba no lograron.

De acuerdo con información del despacho eléctrico del regimén la capacidad de generación instalada se ubicaba en 2012 en 25.000 MW, de los cuales 18.000 MW están disponibles para cubrir una demanda pico de 17.000 MW.

Balmiro Villasmil tambien recordó que entre 1999 y 2011 el Gobierno Bolivariano incorporó 6.461 MW al SEN, de los cuales 4.311 MW corresponden a energía termoeléctrica y 2.150 MW a sistemas hidráulicos, “mientras que los gobiernos de la IV República sólo generaron 3.095 MW entre los años 1989 y 1998”. Sin embargo no señalo que parte de esos MW obedecen a la terminación de obras construidas casi toda durante la administración de Caldera II y finalizada a principio del gobierno de Chavez. Tampoco recuerda que el precio del petroleo en el periodo de la democracia oscilo  entre 7 y 14 dolares mientras en el periodo chavista oscilaron de 14 a 140 $US , desde 2005 por encima de los 40 $.

Otro punto de vista sostiene el Ing.Villegas, que fue gerente en Cadafe por más de una década durante los gobiernos de la democraciía, el cree que el Estado perdió el norte de la planificación cuando introdujo el ingrediente ideológico en las empresas del sector.

"Las posiciones medias eran ocupadas por técnicos. La discriminación política ha sido dañina y vemos el ejemplo en las empresas estatizadas. La posibilidad de planificar y mantener la infraestructura se diluyó". Esto pese a que se formó un ministerio para manejar el sector. El Plan Socialista de la Nación 2007-2013 cuenta entre sus políticas el incremento de la producción de energía eléctrica, la expansión y adaptación del sistema de transmisión y distribución, y la promoción de su uso racional. Pero no detalla la planificación. La Electricidad de Caracas, el modelo de mantenimiento que citaba Villegas en sus cátedras, ya no es tal. "Era ejemplo de calidad de servicio; tenía una onda de tensión perfecta, sin fluctuaciones o bajones y con interrupciones muy esporádicas".

La necesidad de racionamientos para la capital ahora es inminente. Con el Guri secándose, el interior del país es víctima de frecuentes apagones. Si la electricidad fuera agua, haría falta construir los tubos para trasladarla de los ríos a las casas. Así explica Villegas la necesidad no sólo de instalar plantas termoeléctricas, sino de construir las líneas de distribución que permitirán llevar esa energía a los lugares donde hay mayor demanda. "Hay que ver el conjunto; hay mucha improvisación". "La infraestructura eléctrica se construyó en la era democrática". Un legado que se deteriora en manos de los herederos.

Venancio Loval

No hay comentarios:

Publicar un comentario